impresora de código de barras


Impriman códigos de barras en sus productos con las codificadoras de IDICSA

Los códigos de barras contienen información valiosa, ya que identifican los productos y garantizan un buen control de inventarios. Cuando se leen por un scanner, los usuarios pueden acceder a una gran cantidad de datos, por tal motivo, es importante usar una impresora de código de barras de calidad que sea precisa y no implique errores, además que asegura una fácil lectura de las codificaciones.

impresora de código de barras

Importancia de la impresión de los tipos de códigos de barras

Una impresora de código de barras moderna puede imprimir los distintos tipos de códigos. Los últimos difieren en su apariencia, no obstante cuentan con elementos similares, de modo al pasar el scanner sobre ellos puedan codificarse de forma correcta y no haya confusiones con la información o sean imposibles de leer. Los elementos que integran son:

Es importante que los códigos se impriman correctamente para garantizar la confiabilidad de todo el sistema de automatización. Para lograrlo, se utilizan distintos métodos y se usan según el producto donde se colocarán los códigos o los materiales utilizados. Debe elegirse el proceso de impresión adecuado y de alta calidad, ya que, aunque actualmente existe cierta tolerancia con respecto a las dimensiones de los códigos, es preferible que los símbolos se ajusten adecuadamente.

El contraste es un factor relevante al leer los códigos. Si no hay un buen contraste entre el color del fondo (comúnmente blanco) y las barras o puntos, no serán detectados por el scanner. Por tal motivo, tras diseñar el código y su información con un software de etiquetado, lo más importante es la impresión, que debe someterse a altos estándares de calidad.

Ahora bien, usar códigos bidimensionales es cada vez más común, ya que permite usar lectores como teléfonos móviles o scanner industriales típicos. Son la evolución lógica de los códigos unidimensionales (barras) para satisfacer las demandas de capacidad de almacenamiento. Como su nombre indica, se lee en ambas direcciones.

Hay dos subtipos:

Código QR

Se trata de un módulo para almacenar datos en una matriz de puntos, que es leída de forma inmediata en el dispositivo móvil por un lector específico. Posteriormente, lleva a una aplicación de internet, que puede ser un e-mail, mapa de ubicación, red social, entre otros. Fue inventado por la compañía japonesa Denso Wave en 1994 para codificar caracteres Kanji japoneses. Posee tres cuadros en sus esquinas para detectar su posición al lector.

Se han vuelto estándar a nivel global, además son de código abierto y uso libre, por lo que hay muchas aplicaciones gratuitas para crearlos o leerlos. Son ampliamente usados en la publicidad impresa para evitar escribir links complejos o largos. Es muy rápido para capturar datos y está en auge, debido a la popularización de los Smartphones.

Código Datamatrix

En él la información se codifica en una matriz de datos bidimensional, que permite contener muchísima información decodificable de forma segura y rápida. Permite generar mucho volumen en un formato pequeño, tiene alta fiabilidad de lectura, debido a su corrección de errores y sistemas de información redundante. A diferencia del código unidimensional, no necesita demasiado contraste para ser leído.

Está formado por celdas blancas y negras, que forman una figura rectangular o cuadrada y representan un bit de información. La información puede estar codificada, ya sea como datos en bruto o texto. Se usa ampliamente para marcar piezas pequeñas o marcar directamente por deformación sin requerir adhesivos. De esta manera, el código nunca se desprenderá.

Impresoras para imprimir códigos

Para ambos tipos de códigos, se necesita una impresora de código de barras moderna. Se trata de un periférico diseñado para imprimir en etiquetas que se adhieren a los objetos o de forma directa sobre los productos. Puede usarse para etiquetas cajas antes de enviarse o etiquetar artículos por separado. Se usan en la industria, logística, transporte, ventas al por menor, entre otros. Son también conocidas como codificadoras y la información colocada con ellas en las mercancías varía según la marca o sector. Hay varios tipos:

Codificadoras de transferencia térmica

Se conocen también como impresoras TTO y sirven para imprimir tanto códigos como logotipos. Pueden usarse sobre distintos materiales flexibles, como envases, plásticos, etiquetas, cartón brillante, entre otros. Son recomendadas para imprimir fechas de caducidad y códigos de lote, códigos QR, logos, entre otros. Usarlas es fácil, ya que integran una pantalla táctil, lo que disminuye errores operativos.

Codificadoras de inyección de tinta

Son conocidas como impresoras inkjet y se distinguen por su versatilidad para imprimir sobre muchas superficies. Son las codificadoras más comercializadas, debido a que son altamente confiables y rendidoras, además pueden imprimir hasta seis líneas de todo tipo de información.

Codificadoras láser

Se trata de una maquinaria rentable. Brinda soluciones rápidas, permanentes y confiables para imprimir sobre distintos sustratos. Se adaptan fácilmente a la forma de los envases, ya que no imprimen mediante contacto directo. No necesitan insumos adicionales para operar.

Adquieran una impresora de código de barras con IDICSA

Si necesita cualquiera de las tres tecnologías para imprimir códigos QR o Datamatrix, contacten a los expertos de IDICSA. Tenemos amplia experiencia y múltiples reconocimientos por la calidad de nuestros productos y servicios, además somos referentes en el país en el ramo de marcaje codificado y etiquetado. Contamos con distintas soluciones integrales para distintos rubros, como químico, automotriz, alimenticio, eléctrico, metalmecánica, farmacéutica, entre otros.

Realizamos previo análisis de sus necesidades para recomendarles la impresora más conveniente. Estamos respaldados por un departamento de ingeniería, servicio y cinco firmas internacionales de productos para brindarles una solución adecuada de marcaje y etiquetado. Iniciamos operaciones en el 2004 y, actualmente, tenemos cuatro sucursales en Monterrey, Guadalajara, Guanajuato y Puebla, aunque nuestra casa matriz está en el Estado de México.

Si necesitan una impresora térmica, tenemos distintos modelos de la marca Rynan, que pueden codificar texto alfanumérico, fechas de caducidad, códigos de barras y logotipos. En caso de que necesiten un codificador láser, manejamos varios modelos de la marca MACSA, que les permitirá imprimir sin necesidad de tinta y brindan trabajos limpios. Son excelentes modelos, no obstante nuestros productos principales son las codificadoras de inyección de tinta de la marca Leibinger.

Contamos con distintas líneas de Leibinger para marcar sobre cualquier producto, desde JET ONE, JET 2 ONE y JET 3. Son una excelente opción para marcar códigos de barras de alta calidad, además las impresoras son ligeras, no requieren cables y pueden imprimir sobre vidrio, cartón, metal, plásticos, papel, madera, entre otros. Operan de forma rápida y con nulos errores si reciben mantenimiento adecuado.

Si desean más información sobre nuestros productos y servicios, marquen a las líneas al (55) 5384 5492 o (55) 5368 0473 para la CDMX, (818) 262 8258 para Monterrey, (477) 490 0674 para Bajío o visiten nuestras instalaciones cuyas direcciones encontrarán en nuestro sitio web.

Abrir chat